Home / Noticias / El agua no da tregua en Entre Ríos: ahora hay evacuados en Gualeguaychú

El agua no da tregua en Entre Ríos: ahora hay evacuados en Gualeguaychú

26/04/2016

Inundaciones en el Litoral. Ya hay casi 850 personas fuera de sus hogares, incluyendo los autoevacuados. Islas del Ibicuy sigue siendo el lugar más complicado.

 El viento del sudeste complicó a las localidades de la costa del río Uruguay. Hay evacuados en Concordia, Concepción del Uruguay, Colón y ahora se sumó Gualeguaychú.

Gualeguaychú, que en la crecida del río de diciembre y enero tuvo dos familias evacuadas, tiene ahora 147 personas alojadas en los galpones del puerto y los autoevacuados suman 700. El fin de semana, el río desbordó en el puerto local y llegó anoche a su pico máximo de 4,72 metros. El agua avanzó sobre la ciudad y los vecinos de los barrios costeros debieron subir sus pertenencias a pisos superiores o sacarlas en camiones que dispuso la Municipalidad. Algunos jefes de familia, temiendo posibles robos, se quedaron a oscuras y sin agua potable, cuidando sus viviendas subidos a un altillo o una mesa. A ellos, antes de que llegue la noche, la Municipalidad les acerca velas y agua potable en canoas.

Inundaciones-Gualeguaychu_CLAIMA20160426_0223_17Inundaciones-Gualeguaychu_CLAIMA20160426_0223_17

En el Departamento Islas del Ibicuy, en el delta entrerriano, se vive la situación más compleja, con una inundación de tres meses y sin perspectivas de que el agua baje sino hasta julio o agosto. La noche del 15 de abril el agua superó el nivel del camino de acceso a Villa Paranacito, y desde entonces sus vecinos están aislados.

Pero el agua no da tregua en Entre Ríos. Las lluvias del fin de semana y el viento del sudeste complicaron a las localidades de la costa del río Uruguay. En Concordia hay 300 evacuados y en Colón 80; en Concepción del Uruguay, los vecinos que debieron dejar sus hogares por la crecida del río son 270. Villa Paranacito tiene 58 familias en el centro de evacuados, pero llegan a 435 los autoevacuados y la única manera de salir es a través de embarcaciones que llegan hasta un barrio náutico o una escuela en Sagastume. En caso de emergencias, y si las condiciones son favorables (esto es, que no haya viento ni camalotes), una lancha demora entre 30 y 45 minutos desde el hospital, y un barco una hora y media. “Se perdió la cotidianeidad, la gente no va a trabajar, los niños no van a la escuela y eso genera mucha desazón, es muy angustiante”, dijo a Clarín la ministra de Desarrollo Social, Laura Stratta.

Este mediodía el río estaba estacionario en 4,58, pero que el agua baje no implica que los vecinos puedan regresar de inmediato a sus hogares. Según relató el coordinador del operativo de evacuados, Néstor Pintos, “el retorno depende de que baje el agua dentro de sus casas y que se realicen las fumigaciones y la limpieza correspondientes, por lo pronto nos preocupa que no pasen frío, porque para mañana se espera una mínima de un grado”. En ese sentido, el intendente Esteban Martín Piaggio informó que están trabajando “en reasignaciones presupuestarias para el trabajo que vamos a tener que encarar una vez que el agua baje y los vecinos regresen a sus hogares”

Inundaciones-Gualeguaychu_CLAIMA20160426_0224_28

Fuente: Clarín

Check Also

Premios Carlos 2023: Pedro Alfonso ganó el Oro y Kinky Boots se quedó con 8 estatuillas

31/01/2023 La gala tuvo lugar en el estadio Arena de Villa Carlos Paz. Por su ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *